Amigos o algo más Enemigos o algo másincursores de la nocheeladil126 trocitosPINCHA EN CADA PORTADA PARA MÁS INFORMACIÓN SOBRE EL LIBRO. Web oficial. Último relato: Todo ventajas.

jueves, 26 de junio de 2014

La caja de Pandora

Lo sé, llevo dos ejercicios de Adictos a la escritura sin comentar, pero es que entre las prácticas por la mañana, el trabajo por la tarde, los cursos y clases los fines de semana y el trabajito de grupo en cualquier hueco que encuentro... no tengo mucho tiempo libre. En cuanto pueda me pongo...
Este es mi ejercicio de este mes. Consistía en reinterpretar un mito. No tuve mucho tiempo, así que lo hice muy micro...

 La caja de Pandora
Ahí estaba la caja, tan misteriosa como hermosa. ¿Podría Pandora resistirse a abrirla? Luchaba intensamente contra la tentación, pero finalmente lo hizo. Por suerte para la humanidad, lo único que había quedado en la caja cuando, cuatro mil años antes, otra Pandora había sido incapaz de resistirse a abrirla, era la esperanza.
------------------------------------------------------ 
Follow on BloglovinTodas las historias y personajes de este blog son ficticios. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia.

domingo, 15 de junio de 2014

De cómo fue mi firma de 152 rosas blancas

Nada más salir de la tutoría a la que iba antes de la firma... ¡chaparrón! Por suerte el calor hizo que me secara antes de llegar a Atocha pero... ya entrando en el Retiro... ¡chaparrón! Así que allí estaba, con todas las casetas cerradas porque no era la hora, con las piernas llenas de salpicones de barro y refugiándome bajo un toldo que había quedado abierto y leyendo 152 rosas blancas. Por suerte amainó antes de que empezara la firma y pude ir al baño a arreglar el estropicio ^^.
Fueron llegando entonces los compañeros de antología (ya estábamos menos perdidos que la vez anterior, así que nos coordinamos rápido) y empezó la firma. 
Agradecimientos a Javier Romero por tirar la foto. El resto de fotos son de Jessica Lozano y Guadalupe del Real
Yo me animé a ir primera junto a Ascensión García Nuño, la ganadora del certamen, que había hecho unas preciosas rosas blancas con papel. Fue una tarde fantástica: charlamos, firmamos y pudimos vernos las caras. ¡Espero repetir más veces la experiencia!
 
Follow on Bloglovin

jueves, 12 de junio de 2014

152 rosas blancas en mis manos

Sí, lo compré el sábado pasado. Sí, la foto no es muy buena y salgo con cara pan. Pero mañana es la firma y no quería irme sin enseñaros lo precioso que es ^^ 

Follow on Bloglovin

martes, 10 de junio de 2014

Los tres cerditos van a Mordor

Hoy abro una libreta viejísima y me encuentro con algo escrito. Mi letra. Lo leo a ver qué es y, faltas de ortografía aparte, me descojono. Literalmente. No recuerdo cómo se me ocurrió, ni cuándo lo escribí... ni siquiera recordaba que ese relato existía. Pero Dios, tenía que compartirlo aquí (sin las faltas de ortografía). Es tan absurdamente genial...

Los tres cerditos van a Mordor
Érase que se era tres cerditos. Su padre, antes de morir, les dijo:
-Tomad esta camiseta del Prica y este anillo que te hace invisible que compré en el chollo.
Los tres cerditos, después de turnarse para hacer tonterías con el anillo, decidieron que irían a Mordor a decirle al fabricante que no se deben fabricar objetos tan peligrosos. El lobo Sauron, el creador de tan peculiar objeto, mandó a sus nueve matones a perseguir a los tres cerditos, pero éstos escaparon a Rivendel, una granja cercana. Les echaron a patadas de la granja, por supuesto, porque no querían problemas con Sauron.
Fueron después a Moria, una antigua granja de cerdos, pero ahora era un matadero. Había jamones colgando por todo el recinto y los cerdos corrieron y corrieron, pero apareció el Balrog, el hombre que mataba a los cerdos. Salieron por los pelos y continuaron su camino hasta Lothlorien, donde también les echaron.
Después de mucho camino llegaron a una ciénaga, pero allí vivía el ogro Shrek y quería preparar un banquete para la princesa Fiona. Escaparon otra vez y entraron por la puerta trasera del rascacielos de Mordor, donde estaba el fabricante. Pero había una diminuta araña que les asustó y llegó el lobo Sauron, que corrió detrás de ellos, pero le dejaron atrás. No acabaron ahí los problemas de los cerditos, porque un guardia de seguridad les detuvo entonces por correr en los pasillos, pero al final llegaron donde estaba el fabricante y el juguete se retiró del mercado.
Los tres cerditos, cumplida su misión, volvieron a su hogar, donde les tocó la bonoloto, que les dio para hacerse tres hermosas casitas: una de paja, una de madera y otra de piedra.
--------------------------------------------------------------------------------- 
Follow on BloglovinTodas las historias y personajes de este blog son ficticios. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia.

domingo, 8 de junio de 2014

Mi relato en La biblioteca encantada

El viernes a las 13:00h llego a casa y me encuentro con que Javier nos ha pedido un relato sobre el muro de Berlín... ¡para las 14:00! Y yo, que me tenía que ir a trabajar y todavía no había comido, improvisé en cinco minutos un relatillo (basándome en un documental y en lo poco que nos contaron en clase sobre el tema), sin esperar para nada que fuera seleccionado ^^. Pero al ponerme a escuchar el programa ¡allí estaba!
Podéis escucharlo aquí.
Follow on Bloglovin