Amigos o algo más Enemigos o algo más incursores de la noche incursores del ocaso Eladil Atrapada en otra dimensión Viajera interdimensional48 trozos 126 trocitos 42 trozos PINCHA EN CADA PORTADA PARA SABER MÁS SOBRE EL LIBRO. Para más información visita la Web oficial de Déborah.

jueves, 16 de noviembre de 2017

La fiesta: un relato breve de ciencia ficción

Otro relato corto hecho con el reto de escritura creativa de palabras olvidadas. En este caso, encontré tres que están relacionadas con la fiesta y la diversión, que he decidido mezclar con ¡ciencia ficción! Las palabras son: jarana (Diversión bulliciosa y alborotada), Jocoso (Gracioso, chistoso, festivo) y Jolgorio (fiesta, regocijo, diversión bulliciosa).

La fiesta

Palabras diseñadas por @SoniaF, @josep.tb y @asoler.
La mejor forma de sobrellevar las veinticuatro horas que duraba el reseteo del sistema central que controlaba las emociones era montando una buena jarana. Así, era menos probable que nadie sufriera fuertes sentimientos negativos mientras el sistema borraba de su memoria esa enorme cantidad de datos (todas las emociones fuertes que había vivido cada habitante de la nave durante los últimos diez años, así como todas las hormonas usadas para reprimirlas) que se habían acumulado.
En general, todos esperaban impacientes el jolgorio, ya que el ambiente festivo, alejado del gris de la rutina, y la posibilidad de experimentar sentimientos extremos sin ningún control informatizado siempre era algo emocionante. No obstante, algunos odiaban ese día, como le ocurría a Jaider. Durante el reseteo anterior, había tenido que soportar una horrible depresión causada por el rechazo de la que, de forma habitual, era su pareja, que sin los estabilizadores parecía no sentir hacia él más que indiferencia y se había lanzado a los brazos de un tipo sin carrera pero que parecía emitir grandes cantidades de testosterona y tenía un cuerpo perfecto.
Debido a esto, Jaider había creado un microordenador con estabilizadores emocionales y se había agenciado todos los materiales necesarios para hacerlo funcionar con autonomía y combatir todo tipo de emociones. Con él instalado, se paseó por la fiesta tranquilo y controlado. Gracias a ello, se dio cuenta de una cosa importante: entre las conversaciones de tono jocoso y las risas se intercalaban datos confidenciales y personales que los festivos habitantes de la nave parecían incapaces de reprimir. Así pues, procuró acercarse a quienes más le convenían y logró hacerse con gran cantidad de datos que le harían prosperar.
Cuando acabaron de resetear el ordenador y todo volvió a la normalidad, Jaider sonrió, satisfecho, al haber recopilado información de lo más interesante. Estaba deseando que pasaran otros diez años, aunque, quién sabe, quizás saboteara el ordenador antes para adelantar una nueva jornada de información privilegiada.
--------------------------------------------------------------------------------
 Todas las historias y personajes de este blog son ficticios. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia.
Banner Apúntate a la newsletter
Follow on Bloglovin

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por visitarme y comentar! Espero que lo que publico te haya gustado pero, si no es así, por favor, ¡dímelo de forma constructiva! Tus comentarios me ayudarán a mejorar.