PINCHA PARA SABER DE QUÉ VAN. Para más información visita la Web oficial de Déborah.
Todos los relatos cortos y personajes de este blog son ficticios. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia

sábado, 30 de diciembre de 2023

Retos literarios 2024

 Con este nuevo año, toca buscar nuevos retos literarios. Los del año pasado del reto 1, como había anticipado, porque había de sobra, no los acabé del todo. Así que seguiré con los que quedan este año. Hay unos cuantos, así que tengo margen, y más ahora, que publico un relato cada dos semanas en vez de cada semana. También complementaré con las portadas prediseñadas que me quedan, el reto de lanzamiento de datos y con un nuevo juego de retos literarios que os voy a mostrar ^^.

Reto 1 heredado del reto del año pasado y con alguna nueva para este año

  1. Un relato con nacer, epidemia y crear RESULTADO: Magos nobles, magos plebeyos
  2. Mezcla en una misma narración a un duende volador, una medusa fantasma y un elemental de hielo y fuego.RESULTADO: Salir del reino
  3. Plantea cómo sería una historia de amor que suceda dentro de un videojuego. RESULTADO: Un amor virtual
  4. Crea un relato protagonizado por una abuela con superpoderes. RESULTADO: Manana
  5. -Un relato con aniversario, robot y barriga
  6. -Escribe una historia protagonizada por una bandolera ligona.
  7. -Escribe una historia en la que el protagonista es un cadáver que habla, pero no se puede mover.
  8. -Un relato con búho, oscuridad y ahogarse 
  9. -Crea un relato en el que aparezcan al menos 7 sabores.
  10. -Un relato con pimiento, tentáculos y laboratorio
  11. -Dos personajes se comunican solo mediante carteles

Reto 2: Portadas prediseñadas (últimos resquicios)

Hasta que me quede sin ellas, que ya no hay muchas. Es lo de siempre, basándome en la ilustración y el título que elegí en su momento, un relato.

 Resultados del reto 2

Portada del relato corto El portal
Portada del relato corto Un paso en las montañas


 

Reto 3: Lanzamientos de dados

Este tampoco podía faltar, dada mi ingente colección de dados... Lo de siempre, me grabaré en vídeo mientras los  lanzo y luego haré un relato corto basado en lo que salga.

 Resultados del reto 3

(algunos lanzamientos de dados aparecerán antes de que el relato esté publicado, porque grabo los vídeos y los programo con bastante antelación)  

Dados para el relato Un poco de autocontrol
Dados del relato corto Un héroe
Portada para el relato Los buenos burócratas
Todo es por culpa de Iris
El mes en el tipi
Dados para el relato Un modo de localizarla
Una cuestión de futuro
Dados del relato corto Un héroe
Renunciar a la magia


 Reto 4: Cartas Fatum

Juego de cartas Fatum
Es un juego de cartas que te permite crear tus propios personajes, con todo su bagaje, motivaciones y relaciones. No suelo tener problemas para montar mis personajes, pero me encantan los retos.
Hay dos formas de usar las cartas:
  • Para montar los personajes
  • Para generar también hilos argumentales, así que son complemento perfecto a los retos literarios.

Intentaré usar una mezcla de todas para ver qué sale de todo eso.

Resultados del reto 4

Dados para el relato La deuda
La deuda
Un cuerpo mecánico
Dados para el relato La deuda
Derecho de conquista


*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 20 de diciembre de 2023

Viaje al norte de Portugal: tours por Oporto

Mi viaje a Oporto estuvo pasado por agua de principio a fin. Llegué a las seis y poco de la mañana y cogí el metro hasta el centro porque no podía hacer check-in hasta la una de la tarde. Por suerte la maleta llevaba ruedas.
Llegué al centro a eso de las ocho de la mañana y, como llovía flojito, me dediqué a vagabundear hasta la hora del tour, que era a las diez. Pero a eso de las nueve cayó un pedazo de chaparrón y tuve que refugiarme debajo de una cornisa y luego buscar un bar donde pasé el rato hasta la hora.
Ayuntamiento de Oporto y torre de los Clérigos
Ayuntamiento de Oporto y torre de los Clérigos

Free tour por Oporto 

Por suerte, para cuando empezó el tour, ya volvía a caer solo aguachirri. La visita era por la parte nueva, la más bonita y popular de la ciudad. Empezaba en el Ayuntamiento, junto al monumento a Garrett, y bajamos hacia la plaza donde estaba la antigua universidad y dos bonitas iglesias, las del Carmen y de los Carmelitas, separadas por la casa más estrecha de la ciudad. También pasamos por delante de la Librería Lello, donde siempre hay cola. Ya hablaré de ella.
Luego llegamos hasta la torre más icónica de Portugal, la Torre de los Clérigos, y nos mostraron un mirador con muy buenas vistas. Después de eso subimos por la avenida de la Rosa hasta la estación de tren de São Bento, que es una auténtica maravilla con las cerámicas. Y finalizamos en la catedral, desde donde me encaminé a mi hotel, que estaba literalmente en otra ciudad. Debo decir que el sistema de transporte público de Oporto es increíblemente difícil de comprender y tardé casi más en aclararme que si hubiera ido andando.

Free tour por el Oporto oculto 

El tour de la tarde del primer día era por el Oporto oculto. Empezaba al lado de la catedral y mezclaba un poco fantasmas con misterios que resolver, asesinatos e historias curiosas, como la de la monja fantasma de São Bento, la famosa prostituta que vivió un amor prohibido con una compañera de profesión, o lo que se cuenta de aquellos que pasaron por la cárcel (escritores, Robin Hoods portugueses y el médico más famoso de Portugal, casado con la heredera rica del imperio de las toallas, que supuestamente mató a sus familiares para hacerse con la herencia). Fue muy interesante, la chica lo contaba, además, muy bien. 
Oporto desde el puente y estación de San Bento
Oporto desde el puente y estación de San Bento

Free tour por la ciudad vieja

Este tour lo hice dos días después, entre una excursión y una visita de pago que comentaré más adelante. Era por la ciudad vieja y vimos tres barrios que no son los típicos y que no son tan espectaculares pero que no por ellos son menos interesantes: Miragaia, Sé y Riveira.
Empezamos por el mirador del Parque das Virtudes y bajamos al palacio e iglesia de São João Novo. Lo bueno de este tour es que entramos en las iglesias. También pasamos a São Pedro de Miragaia, por el salón inglés, por el antiguo edificio de aduanas, la plaza da Riveira, la más conocida de la zona baja de la ciudad… Además, vimos zonas que todavía siguen con el encanto de lo antiguo, incluso hay algunas lavanderías de las de frotar a mano que siguen en uso. Otra de las cosas que se comentaron fue el arte urbano y mucha historia de la ciudad. Vamos que este tour estuvo también genial.

El resto del viaje

*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 13 de diciembre de 2023

Relato: Un universo de separación

La consigna de hoy era "Relata una historia de amor a distancia".

Un universo de separación

Estaban, literalmente, a un universo de distancia. Por desgracia, hacía un centenar de años que no había avances tecnológicos relevantes en el ámbito de los viajes espaciales. La información podía viajar de un punto a otro del universo casi al instante, pero la materia física era otra historia. Aunque ambos tomaran sendas naves a velocidad luz para encontrarse a mitad de camino, se criogenizaran y tomaran las precauciones, no llegarían a verse con vida. 
De todas formas, dado que vivían en distintas atmósferas incompatibles con la vida del otro, no habría servido de mucho. Los trajes hápticos eran lo más cerca que estarían de ese sueño de conversar cara a cara.
Era increíble cómo una conversación tonta en medio de un proyecto científico había dado lugar a algo tan imposible como irrompible. Dos especies diferentes de dos mundos opuestos que, sin embargo, habían encontrado su unión en dos mentes que parecían bailar al mismo son. Nunca tendrían suficiente el uno del otro; dedicaban más a su relación a distancia que a cualquier otra actividad, incluyendo el cuidado de su propia salud. 
La idea surgió como una serendipia. Era una locura, estaba prohibido en los planetas de ambos. Les daba igual. Tiraron de contactos y se internaron en sus respectivos submundos, hasta conseguir los planos. Hablaron con todo tipo de genios locos para adaptarlos a sus respectivas especies. Luego, construyeron las máquinas y programaron todo lo que estas debían hacer una vez que se metieran dentro del escáner. 
Lo activaron a la vez. Una copia perfecta de sus mentes y sus cuerpos, ahora convertidas en unos y ceros, viajó hasta el espacio privado del metaverso que habían alquilado para los próximos miles de años. Allí, por primera vez, se tocaron, se sonrieron y se sintieron. Mientras, sus viejos cuerpos físicos, ahora cáscaras vacías, se descomponían en esas máquinas prohibidas, ahora convertidas en ataúdes provisionales. 
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural
Todos los relatos cortos y personajes de este blog son ficticios. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia

miércoles, 6 de diciembre de 2023

Escapada a Albacete en el tren de la cuchillería

Ya he comentado que me gustan mucho los trenes turísticos. No salen muy caros y te permiten visitar los lugares de interés de cualquier sitio en un grupo organizado, con guías y todo lo necesario (la comida la dejan a tu elección, lo que también valoro, porque prefiero pillar un bocata y seguir pateando), volviendo a casa ese mismo día, y todo en un transporte cómodo y ecológico.

El tren de la cuchillería era un único día y, aunque no me pillaba del todo bien, decidí reorganizarme para poder asistir. Estaba muy centrado en el producto típico albaceteño: las navajas y el queso manchego. Por eso, nada más bajarnos del tren, nos condujeron al Museo de la Cuchillería, dentro de un precioso edificio modernista. Allí, nos hicieron una pequeña demostración de cómo se fabrica una navaja (mucho más complejo de lo que se podría pensar) y nos hablaron de la historia de la cuchillería en la ciudad, mostrándonos herramientas, procesos y piezas muy interesantes, tanto históricas como de los distintos concursos que realizan en la ciudad.
Después, nos llevaron a una cata de queso manchego del maestro quesero Julián Olivas, que estaba de muerte (el único que no me gustó era el de azafrán, porque el azafrán es una especia que no me agrada), y nos comentó cómo se elabora el queso, cómo funciona la denominación de origen y cómo hacen cada uno. Hubo un sorteo, pero no tuvimos suerte.
Luego tuvimos tiempo libre para comer y lo hicimos frente a la estatua del cuchillero, en la Plaza del Altozano, donde también está la réplica de la bicha de Balazote. La hora no acompañaba para visitar el refugio antiaéreo, pero más tarde, durante la visita guiada, pudimos entrar en la antigua casa consistorial, ahora museo municipal, que es un edificio muy bonito. Ahí también está el Gran Hotel.
Pasaje de Lodares, Museo de la cuchillería y El cuchillero
Pasaje de Lodares, Museo de la cuchillería y El cuchillero
Después de comer dimos un paseo por el Parque Abelardo Sánchez, para llegar al cual pasamos por delante de varios edificios históricos de la ciudad como el Colegio Notarial, el Casino Primitivo, el chalet Fontecha, Casa Cabot... En esa misma calle era el punto de encuentro de la visita guiada de la
tarde, que empezamos con un helado de queso manchego que estaba de rechupete.
Tuvo que ser muy exprés porque el tren salía pronto, pero la guía era muy buena. Lo primero que visitamos fue el Pasaje de Lodares, una preciosa galería comercial que es visita imprescindible de la zona. Luego subimos hasta la Plaza del Altozano mientras nos iba explicando cada edificio relevante que íbamos viendo y acabamos en la catedral, a la que pudimos entrar y donde nos explicaron su construcción y las pinturas con las que está decorada.
De camino a la estación, tanto de ida como de vuelta, pasamos por la Fuente de las ranas y el Sembrador. Además, en la misma estación hay un mosaico sobre la agricultura.
Vamos, que el día fue completo y me pareció una buena ciudad para hacer un poco de turismo, con la ventaja añadida de que no está muy masificada.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 29 de noviembre de 2023

Relato: La pintada del sol sonriente

Un nuevo lanzamiento de dados con el que hacer un relato. Aquí se me ve lanzarlos:

La pintada del sol sonriente

Cuando apareció esa pintada de un sol sonriente, nadie en la corte le dio mayor importancia, convencidos de que alguno de los jóvenes príncipes lo había dibujado a modo de travesura. 
La princesa heredera, sin embargo, se preocupó mucho porque los astros sonrientes, en las historias antiguas, eran los símbolos que usaban los magos que habían sido desterrados por sus antepasados. Al comentar eso, sin embargo, todos rieron y le dijeron que leer todos esos libros inútiles no podía ser bueno para ella, que se centrara en cosas importantes, como conseguir un buen marido.
El rey fue incluso más allá y bajó con todos por intrincados pasadizos para mostrarles la sala secreta donde se ubicaba el sello que mantenía a esos legendarios magos alejados del reino. Ninguno se percató del ojo mágico que les seguía con atención, salvo la princesa, que agarró una espada corta que colgaba de las paredes y acabó con la criatura, lo que causó un desmayo en una de sus cortesanas.
Nadie se preocupó por el ojo espía que había llegado hasta una sala secreta que escondía un sello peligroso, sino que el tema de discusión posterior fue la actitud de la princesa, que había sobrepasado todos los límites de la decencia empuñando esa espada. Por ello, a partir de ese momento, debía permanecer en su habitación, bordando, y cualquiera que le proporcionara acceso a libros o a cualquier tipo de material alejado de las labores propias de una princesa sería severamente castigado.
La princesa estaba tan enfadada por lo ocurrido que, mucho antes incluso de escuchar las voces de los magos para convencerla de que rompiera el sello, ya tenía un plan para liberarlos. Y es que, fuera lo que fuera lo que trajeran consigo los magos, no podía ser peor que esa panda de vagos, ignorantes y decadentes cortesanos que exprimían al pueblo para pagarse estúpidos caprichos. 
Así pues, con la ayuda de algunos criados que llevaban trabajando para los magos varias décadas, bajó a la sala secreta y destrozó el sello tras recibir una promesa de lealtad por parte de aquellos que estaban encerrados. Pronto, el mundo estaría inundado de magia y los magos, sus nuevos súbditos, recuperarían todo su poder. Pronto, esos idiotas se arrepentirían de no haber prestado atención ni a los libros ni a las armas.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 22 de noviembre de 2023

Viaje a Turquía: Estambul 2: Palacio de Topkapi y Museo Arqueológico

El último día en Estambul fue libre. Mi intención inicial fue hacer la excursión de maravilla bizantinas que ofrecía la agencia. Pero el guía tenía pocas ganas de trabajar y cuando le pedí información me dijo que no sabía nada y que no se hacía cargo, qué llamara yo directamente. Así que hice como todo el mundo y fui por libre al Palacio de Topkapi.
La verdad es que es de lo mejor de Estambul. Es gigantesco y necesitamos una mañana entera para verlo con tranquilidad (y mejor madrugar para estar de los primeros, porque la cola al salir era impresionante). La audioguía, eso sí, es prescindible. 
Dentro del complejo Palaciego podemos visitar desde las cocinas hasta distintos espacios en los que se movían los emperadores bizantinos (preciosa biblioteca, y muchos otros palacios son encantadores). 
Apuntar que para entrar en la sala de las reliquias tienes que taparte como para entrar en una mezquita. El edificio es una preciosidad, aunque las reliquias son de las que te hacen alzar una ceja de escepticismo (pelos de la barba del profeta y cosas así). 
Exterior del palacio de Topkapi y uno de los edificios interiores. Museo Arqueológico
Exterior del palacio de Topkapi y uno de los edificios interiores. Museo Arqueológico
El harén se paga aparte, pero, aunque las primeras salas piensas que puedes haber cometido un error, al final sí que está bien la visita, recomiendo no perdérselo.
Después de comer, me encaminé al museo arqueológico, que está justo al lado del Palacio Topkapi. Otra grata sorpresa. No tiene muchísimas cosas, pero las que muestran son relevantes, están muy bien organizadas y se presentan de forma muy estética. Además, las explicaciones son muy didácticas y tienen algunos recursos interactivos. Allí estuve más o menos 2 horas y media o 3. Cuando salí, amenazaba tormenta, así que ya me fui para el hotel, satisfecha con el día (pero no lo suficiente como para compensar mi decepción general sobre la ciudad).
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 15 de noviembre de 2023

Relato: Solo un asalto con vida

La consigna de esta quincena era "Narra la batalla entre una maga que domina la electricidad y otra que invoca demonios".

 Solo un asalto con vida

Nal-ak era una maga de último curso, de las que mejores resultados tenía, con un inmenso poder innato. Podía convocar demonios y todo tipo de entes sobrenaturales, escudos mágicos potentes y hasta, se rumoreaba, era capaz de alterar el tiempo. Zaca, por el contrario, era una hechicera mediocre de primer año y apenas dominaba un par de conjuros complejos, aunque tenía una gran habilidad para la electricidad.
Zaca no tenía nada que hacer en esa batalla.  Nal-ak lo sabía. Zaca lo sabía. Los compañeros y profesores de Zaca lo sabían. Lo más lógico hubiera sido que se rindiera en cuanto hicieron el sorteo de los adversarios de la primera ronda del torneo, pero Eik, que se dedicaba a gestionar las apuestas, le había prometido una auténtica fortuna si lograba aguantar un asalto. 
La familia de Zaca necesitaba el dinero, así que ella accedió. Solo tenía que aguantar un asalto para que su familia cobrara lo suficiente para librarse de sus deudas y llevar una vida cómoda. Una pena que Zaca no fuera a sobrevivir para verlo. No era obligatorio matar al adversario, pero nadie lo impedía y Nal-ak no era conocida por su piedad.
Solo un asalto con vida. Nada más que eso. Pero Nal-ak no tenía ganas de jugar con una presa tan patética y decidió acabar rápido. Zaca supo que estaba perdida cuando uno de sus rayos rebotó contra su escudo antimagia y su contrincante empezó a conjurar a un demonio mayor. Pero no, no podía rendirse, tenía que haber otra forma. 
Entonces se fijó en los focos del techo. Estaban justo encima de su oponente y pendían de un cable muy fino, que podía destrozar con una sobrecarga en la red eléctrica. Nal-ak estaba acabando de convocar a su demonio cuando Zaca lanzó su hechizo desesperado. La criatura salió del portal, pero, cuando su conjuradora estaba a punto de darle la orden de matar a esa mosquita muerta, le cayeron los focos encima. 
No le hicieron mucho daño; aunque sus protecciones mágicas no la protegieron del todo, no dejaba de estar hasta arriba de conjuros de fuerza y resistencia. No obstante, le hicieron perder la concentración. Y perder la concentración cuando estás controlando a un demonio letal es una condena a muerte. Así que Zaca observó anonadada cómo su oponente no solo no la mataba, sino que recibía la muerte que le había destinado. No solo había aguantado un asalto con vida. Lo había ganado.
Cuando salió del ring, lo primero que hizo fue consultar el saldo en la cuenta familiar. Todos sus problemas habían acabado. Luego, sin dar tiempo a Eik para hacerle otra oferta loca, esquivó a todo el público que se acercaba a felicitarla para acercarse a la organización y decirles que se retiraba del torneo. Acabada esa gestión, se escabulló por la puerta trasera, sin saber muy bien qué hacer a partir de ahora con su vida. Se había reconciliado con su muerte y no había hecho planes más allá de esa noche. 
—Te quiero en nuestras filas —dijo una voz a su espalda. Se giró para encontrarse al reclutador del rey, un hombre que no había mostrado interés por ningún alumno desde hacía años, a pesar de que ser uno de los magos de su majestad era el sueño de todos los magos de talento de la escuela, profesores incluidos.
—Creo que ha habido un error. Ha sido pura chiripa. Soy una hechicera mediocre —le explicó.
—Lo eres. Pero, a pesar de ello, has sido lo bastante ingeniosa como para vencer a una adversaria muy superior. Y está claro que no tienes miedo de la muerte. Así que vamos, recoge tus cosas y despídete de quien tengas que despedirte; los magos del rey aprendemos en otra clase de escuela. Tu familia podrá trasladarse también a la corte en los próximos días.
—No tengo nada que llevarme, ni nadie de quien despedirme -respondió Zaca. En el fondo, se preguntaba si no había muerto a pesar de todo y esto era una especie de recompensa ultraterrena por su sacrificio. Pero le daba igual—. Te sigo.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

jueves, 9 de noviembre de 2023

Viaje a Turquía: Estambul 1

Voy a reunir dos de los días que pasé en Estambul en uno porque se pueden juntar perfectamente para hacer todo en un día. La verdad, mi primer contacto con la ciudad fue terrible: el autobús se detuvo en medio de la calle porque estaban detonando un artefacto sospechoso, el hotel era una asquerosidad y la ciudad me pareció sucia, fea y caótica. Los guías fueron también un desastre. Según te vas acercando a Santa Sofía, sin embargo, mejora un poco la cosa. Solo un poco.
Aunque esa primera tarde solo las vi por fuera, la Mezquita Azul me pareció soberbia, Santa Sofía llama menos la atención pero porque tristemente le falta una gran restauración. Al día siguiente, el guía llegó tarde y parecía tener prisa por librarse de nosotros, pero entramos en ambas y el interior está acorde al exterior: perfecto en la Mezquita Azul, necesitado de una gran restauración en caso de Santa Sofía. El hipódromo es la plaza de enfrente y, aunque tiene algunos puntos de interés, se ve rápido. 
Mezquita Azul y Santa Sofía
Mezquita Azul y Santa Sofía
Fuimos después a una de las cisternas, que con la iluminación y alguna que otra obra de arte tiene un ambiente muy especial.
En muy pocas horas, habíamos acabado de verlo todo y nos llevaron al Gran Bazar. Ahí acabó la excursión. El Gran Bazar no es lo que uno espera de un bazar, parece más bien un mercado cerrado, solo que la mayoría de los puestos son falsificaciones de grandes marcas. Nada interesante para mí. Me pareció más interesante un cementerio que había en la avenida del tranvía.
Cisterna y Mezquita Nueva
Cisterna y Mezquita Nueva
Empezamos el día siguiente visitando la Mezquita Nueva, apenas tiene 200 y pico años pero es muy bonita. Allí, el guía explicó un poco sobre cómo rezan los musulmanes y luego nos metieron prisa para seguir con el tour, solo para que nos metieran en la primera tienda del Mercado de Especias con la intención de vendernos algo. Luego nos dejaron nada más y nada menos que una hora y media de tiempo libre para comprar. 
Después nos metieron en el barco para hacer el crucero por el Bósforo, lo cual también me pareció perfectamente prescindible porque, aunque es una zona bonita y se ven dos continentes, al final no hay más que casas modernas de gente rica. 
Finalizamos el día en la calle peatonal de Taxim, en la cual nos dejaron nuevamente demasiado tiempo libre para hacer compras antes de coger los autobuses al hotel. Vamos, que del día me quedo con la Mezquita Nueva, por eso se puede hacer el mismo día que las otras mezquitas.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 1 de noviembre de 2023

Relato: Doble traición

Otro relato en base a las cartas Fatum. En este caso, este es el planteamiento inicial: 
Cambiaformas secuaz de un centauro y padre de un draconiano. Su origen es unas ruinas y ha sido pirata. Le marcó en su pasado su amistad con una mujer bestia hija del propietario de un objeto mágico y su motivación es que un artificiero, maestro de un lord, le ayude.

 Doble traición

Cartas origen del relato Doble Traición
Había adoptado la forma de un centauro para agradar a Crin de Viento, pero se sentía como su perrito faldero. Le llevaba de un lado para otro, siempre tres pasos por detrás, y solo le dejaba adelantarle cuando tocaba hacer el trabajo sucio. No se sentía tan miserable desde que se marchó de las ruinas en las que se crió, y echaba de menos el mar. 
El problema era que no podía volver allí, era demasiado peligroso. Los soldados del rey habían inventado un arma capaz de hundir barcos piratas en cuanto los tenían a la vista, y salir a rapiñar era poco menos que un suicidio. Así que había dejado a su hijo al cargo del barco, escondido en una ensenada perteneciente a una vieja amiga, mientras partía en busca de una defensa efectiva. No era un arreglo ideal: los draconianos y los hombres bestia no se llevaban bien, pero le debían un favor y el padre de ella poseía un objeto mágico capaz de ocultar el barco, así que era el único lugar donde un pirata podría estar seguro.
Por suerte, parecía que su periplo estaba a punto de finalizar. Después de tantos meses, Crin de Viento por fin se iba a reunir con unos traficantes que llevaban una carga de un mineral especial. Ese ingrediente era muy deseado por el artificiero con el que había contactado, que le daría un arma capaz de proteger a su barco de los cazadores del Rey a cambio de su ayuda. Ni al artificiero ni a su señor les agradaba hacer tratos con cambiaformas, pero no les quedaba otro remedio si querían conseguir el mineral y, de paso, acabar con los traficantes y con Crin de Viento. 
Había aceptado sin pensarlo; parecía fácil. Solo tenía que infiltrarse, abrir ojos y oídos para averiguar dónde y cuándo sería el intercambio y escabullirse para dar la información a su contacto, algo fácil cuando podías cambiar de forma. Lo que no había esperado era que Crin de Viento tardara tanto en concertar esa reunión y tuviera que pasar meses atrapado en ese bosque, haciendo de secuaz de semejante idiota.
Así que no podía estar más contento cuando cumplió con su parte, pero entonces le hicieron una última exigencia: que se mantuviera en su puesto y contribuyera a generar el caos desde dentro cuando les emboscaran. Afirmaron que le darían su premio cuando la emboscada hubiera acabado. 
¿Solo en el bosque, rodeado de soldados al servicio de un lord que había jurado acabar con el mal en sus tierras? Quedaba claro que le traicionarían.
Cuando el intercambio entre los centauros y los traficantes estaba en su punto álgido y las flechas comenzaron a volar, cambió su forma para que pareciera que una le había atravesado el ojo y se tumbó en el suelo, muy quieto. La batalla acabó rápido y, tal y como esperaba, escuchó al señor del artificiero decir, cuando se acercó a su supuesto cadáver:
-Una flecha perdida nos ha ahorrado tener que matar a ese engendro. Mejor, así no faltaremos a nuestra palabra.
-No íbamos a faltar, de todos modos, mi señor -respondió el artificiero-. El arma que pedía está escondida entre los árboles. La idea era dársela, lo que habría cumplido el trato, y luego matarle por pirata y traidor.
Eso era todo lo que necesitaba oír para ejecutar su venganza. Cambió su forma y, antes de que pudieran darse cuenta de lo que pasaba, la bestia en que se había convertido les había despedazado. Para cuando los soldados lograron reaccionar, había vuelto a cambiar hasta transformarse en un ratoncillo que se escabulló entre la espesura. 
Se dispersaron para dar con él, pero eso jugaba a su favor. Cuando encontraba a uno cerca, volvía a cambiar y acababa con él, tras lo cual se transformaba de nuevo en un insignificante ratoncillo. Pronto, los que no habían muerto, huían en desbandada, y pudo dedicarse a buscar entre los árboles el preciado objeto que buscaba. 
Cuando por fin lo encontró, sonrió. Se lo ató bien a la cintura y, adoptando una de sus formas favoritas, el hombre alado, emprendió el vuelo de vuelta al barco. Ahora que podían defenderse de los ataques del rey, volvería a ser el terror del mar.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 25 de octubre de 2023

Viaje a Turquía: Pérgamo, Troya y Bursa

El viaje los días anteriores:

Pérgamo

Emprendimos la marcha a Pérgamo tras un nuevo madrugón, lo que no nos libró del calor (julio no es buen mes para ir a Turquía). Este yacimiento está algo peor conservado y es más pequeño, lo que podemos ver es el Asclepeion (el templo y lugar de tratamiento de Escolapio), básicamente un hospita , que contaba con una avenida porticada, templos o piscinas donde se realizaban todo tipo de tratamientos. También tenían un estadio para hacer deporte y un pequeño teatro. Muy curiosa es, también, la zona donde estaban los dormitorios, donde se supervisaba el sueño. La verdad es que es un sitio muy chulo y con bonito paisaje.

Troya

Luego tuvimos un largo camino hasta Troya, que la verdad está mejor de lo que esperaba, sobre todo la muralla, aunque el paisaje no es como lo fue entonces, porque, como ocurre en las Termópilas, el mar ha retrocedido bastante. 
La ciudad se fundó siete veces y hay restos bastante bien conservados hasta del asentamiento hitita de más de 20 siglos a.C. El caballo de la entrada, sin embargo, estaba siendo desmontado porque lo renuevan cada cierto tiempo, aunque no importó mucho, porque el caballo de la película (donado por los productores) está en Canakkale, la ciudad donde dormíamos, convenientemente al lado de mi hotel. 

Viaje a Turquía: Pérgamo, Troya y Bursa
Pérgamo, Troya y Bursa
Bursa

Al día siguiente, nuevamente tocó madrugar, esta vez para llegar a Bursa a una hora razonable. El programa decía que visitaríamos la Mezquita Grande, Mezquita Verde, y el Bazar de la Seda, pero solo vimos la Mezquita Verde (muy bonita), el mausoleo de enfrente (ya sin el guía, con las tumbas del sultán que construyó la mezquita Verde y su familia) y una tienda de souvenirs que tenía un poco de todo (por supuesto, no era el Bazar de la Seda, sino una nueva triquiñuela de nuestro guía para sacar comisión a costa de nuestras excursiones).
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

viernes, 20 de octubre de 2023

¡Mi nueva antología de cuentos!

Pues sí, después de tanto tiempo sin publicar libros de ficción, doy un nuevo giro sorpresa para publicar una antología de cuentos ilustrados por mí. Han sido muchos meses de trabajo y es una larga historia que puedes leer aquí, pero ya está disponible en Amazon.

En estos cuentos ilustrados, un niño muy egoísta que decide ganar más dinero vendiendo a su mamá aprenderá a valorar lo verdaderamente importante, un hada que no puede volar descubrirá que nada es imposible, una ratoncita aprenderá que no rendirse es lo más importante para cumplir los sueños y un elefante encontrará un mundo maravilloso fuera del circo.

Ficha técnica del libro:

Edad: 6-8 años
ISBN: ‎ 979-8863757049
P.V.P: 8,9€
34 páginas
Palabras clave: cuentos con valores, egoísmo, superación, discapacidad, libertad

 
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

miércoles, 18 de octubre de 2023

Relato: Los afortunados

La consigna de hoy era "Inventa una historia de amor que, antes del primer beso, se ve interrumpida por el fin del mundo". 

 Los afortunados

Fue un amor de verano como los de las películas. Se conocieron en la playa mientras se daban un chapuzón, charlaron toda la tarde como si se conocieran de toda la vida y, al llegar al atardecer, estaban preparados para su primer beso. 
Estaban tan concentrados en los labios del otro que no se dieron cuenta de que el escalofrío que les recorría no era un anticipo químico de lo que sentirían al besarse, sino una perturbación que recorrió el mundo cuando los monstruos lo invadieron. Sus labios estaban a punto de rozarse cuando uno se los tragó y acabó con sus vidas.
Fueron los afortunados. Los que sobrevivimos al primer asalto, los que reaccionamos a tiempo y luchamos, los que encontramos refugio, vivimos ahora en medio de un terror constante. Y nuestras muertes, ahora que se saciaron con esa primera orgía de sangre, no serán rápidas. Porque nos matarán, a ninguno nos cabe duda. Son más grandes, más rápidos, más inteligentes. Simplemente les divierte este juego. Por eso he preparado este lugar para que se llene de humo y tener una muerte dulce, yo también seré uno de los afortunados.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural

martes, 10 de octubre de 2023

Viaje a Turquía: Hierápolis y Éfeso

El viaje los días anteriores:

 Hierápolis

Después de un largo día muerto en el autobús, solo interrumpido por una visita a una antigua taberna de la ruta de la seda (que ahora es un restaurante con tienda de souvenirs: básicamente una parada técnica más entre las muchas que hicimos), madrugamos mucho para llegar pronto a Hierápolis, centro de descanso veraniego para los nobles de la antigüedad por sus aguas termales, porque amenazaba con hacer mucho calor. 
No me quedó más remedio que pagar 5€ como los demás para que nos llevaran en minibuses; yo hubiera preferido ir andando, a pesar del calor. Así habríamos tardado una hora más, pero lo habríamos visto mejor y además nos habríamos ahorrado la prescindible visita a la tienda de chaquetas de piel de antes de comer. Pero el grupo manda y no iba a ser la tocapelotas del día… 
Lo primero que vimos fue la Puerta romana y los baños, tras lo cual, viendo de refilón la necrópolis, nos acercamos a ver el teatro para finalizar en el Castillo de Algodón (Pamukkale) con sus piscinas naturales. Es una formación natural espectacular formada por cascadas calcáreas petrificadas que se han formado a causa de la cal del agua que emana de las aguas termales
Hay un trozo en el que puedes mojar los pies (no bañarte) y allá que me metí. Resbala una barbaridad (vi muchas caídas) y, donde no resbala, duele andar porque la roca es puntiaguda, pero las fotos son impresionantes y además luego sales con los pies como nuevos. 
Salimos de allí rumbo a la tienda de chaquetas, donde nos pusieron un vídeo comercial y nos hicieron un pase de modelos en el que intentaron hacerme participar (sin éxito). Luego fue más de una hora hasta que pudimos irnos a comer y casi nadie compró nada, pero es una dinámica que se repitió demasiado en este viaje: acortar las excursiones para retenernos en un lugar de compras. 

Teatro de Hierápolis, Castillo de algodón, Biblioteca de éfeso
Teatro de Hierápolis, Castillo de algodón, Biblioteca de Éfeso
Éfeso

Después del restaurante, fuimos directos a Éfeso, la capital de Asia Menor en la época romana. 40ºC de calor húmedo, pero merece la pena. Es espectacular y está muy bien conservada. 
Vimos el odeón, el foro, la fuente de Trajano, el templo de Adriano, las letrinas, un supuesto burdel, el segundo foro y, la joya de la corona, la tercera mayor biblioteca de la antigüedad: la biblioteca de Celso, construida por el cónsul Gayo Julio Aquila Polemeano, en honor a su padre, Tiberio Julio Celso Polemeano.
Otra joya es el teatro, gigantesco, una auténtica pasada, que está justo frente a la carretera del puerto, por donde salimos; acabé derretida pero satisfecha.
*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*:–☆–:*
¿No quieres perderte más entradas como esta?
Entra en deborahfmunoz.com para leer más relatos, viajes y contenido cultural